martes, 8 de mayo de 2007

Hola, forastero:

Se acercan las elecciones y la campaña electoral ya está cocida. Sé que tú, treintañero, tienes las cosas claras y el coco bien amueblado. Y precisamente por eso te estás planteando si votar o no. "Para lo que sirve..." dices. Y estás en la encrucijada. Tú, que fuiste de los últimos en jugar a las chapas y las canicas y de los primeros en jugar a la consola, en ir al parque de atracciones y en ver en la TV los dibujos animados en color, estás entre dos aguas. Ni eres de los nihilistas de "Historias del Kronen" ( una de las novelas más embusteras sobre la juventud de la época) ni eres hijo de nostálgicos. No viviste el franquismo ni te acuerdas de la transición porque, tú, en aquella época llorabas con Chanquete, te cabreabas con la invisible madre de Marco y odiabas a la señorita Rottenmeyer mientras Heidi salltaba cual cabrita por la montaña. No nos hagáis caso a los cincuentones que os contamos historias de antes de nacer, como si nunca hubieráis vivido un momento histórico. Porque sé que habéis vivido el terrorismo e Irene Villa es de vuestra generación, habeis visto caer el muro de Berlín, habéis vivido la guerra de Bosnia. Habéis visto cambiar media Europa al desaparecer aquella recosida URSS que os trastocado toda la geografía que estudiasteis. Y habéis vivido uno de los momentos más trascendentales de nuestra época: el 11-S y la destrucción del emblema financiero de Nueva York. Así que yo sé que sí has vivido momentos históricos. Los de tu época, no los de la nuestra. Plantéate de verdad qué es lo que debes hacer y participa en la creación de un futuro. El voto sí sirve para algo. Los franceses, que lo sabían, le han dado la vuelta al país en unas horas. Porque, además, lo tenían muy claro. Eso sí, tenían dos candidatos que habían explicado muy claramente, y con elegancia, sus programas electorales.

4 comentarios:

Natxo dijo...

Por supuesto que no os hacemos caso a los dinosaurios. Preferimos no votar directamente por nuestra voluntad mismamente. No os dejeis comer el coco, colegas, por los politicos falsos y corruptos.

Niki Friki dijo...

Venga Natxo, deja la vagueria para otros momentos y empiezaa ponerte las pilas pa votar. Que al menos no salga el que no tiene que salir, o sea el Zapatero, el embustero y el sonrisas. Y pa eso tienes que votar. Asi que déjate de pasotismos.

Alberto dijo...

Tienes razon, Emilia, en que nosotros tambien hemos vivido hechos históricos. Para nosotros es más importante lo de las Torres Gemelas que lo de Franco, que nos la traia floja. Y ¿lo de Chanquete?. Y Pensar que yo he llorado con esa serie!!... En fin el pasado mezcla tonterías con hechos importantes y hay que saber ordenarlos.

amigopeligroso dijo...

Oye, Niki Friki, que no son elecciones generales. Que son municipales y autonomicas y que no se presenta Zapatero. Así que votar por lo que queráis en vuestro ayuntamiento. Por el que mejores ofertas tenga para la ciudad. En Inglaterra es guay: votan por un concejal -o como demonios se llame- de su distrito, o sea de su barrio. Y el que mejor consigue cosas o mejor atiende a los vecinos, ese es el que sale. No como aqui.